Fiscal pide investigar obra del acueducto Lago Musters – Caleta Olivia

 

Es a fin de determinar si hubo maniobras fraudulentas en la obra del acueducto.

El fiscal Gonzalo Miranda impulsó la acción penal y le requirió al juez federal de Comodoro Rivadavia investigar la conducta y responsabilidad que les cabe a aquellos funcionarios públicos encargados de controlar la ejecución, certificación y recepción del proyecto.

Ahora la Justicia busca determinar si hubo maniobras fraudulentas en la obra del acueducto

El fiscal general Gonzalo Miranda, a cargo de la Fiscalía Federal de Río Gallegos, impulsó la acción penal y le requirió al juez federal de Comodoro Rivadavia, Javier Leal de Ibarra, investigar la conducta y responsabilidad que les cabe a aquellos funcionarios públicos encargados de controlar la ejecución, certificación y recepción de la obra del acueducto Lago Musters – Caleta Olivia, cuyos defectos técnicos y/o roturas produjeron el desabastecimiento de agua potable en la localidad santacruceña.

En su presentación, el representante del Ministerio Público Fiscal señala que “tales hechos se agravarían por el control deficiente y desidia llevada a cabo por distintos funcionarios y por las importantes fallas que se hicieron evidentes inmediatamente y se agravaron a partir del año 2008″.

La investigación se inició por la denuncia interpuesta por el diputado nacional Eduardo Costa, y la ex legisladora provincial Estela Maris Bubola, Walter Alejandro Cifuentes, Javier Pérez Gallart y el abogado José Luis Janezak, ante la Fiscalía de Instrucción N° 2 de Río Gallegos. Luego de que la Cámara Federal de Apelaciones de Comodoro Rivadavia resolviese una cuestión de competencia suscitada, la pesquisa recayó en la Justicia Federal.

En virtud de la denuncia, el fiscal Miranda -quien contó con la colaboración del Área de Delitos contra la Administración Pública de la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavados de Activos (Procelac)- impulsó la acción penal a fin de investigar las conductas que configurarían estafa en perjuicio de la Administración Pública, abuso de autoridad y violación de los deberes de funcionario público y omisión o incumplimiento de los deberes de funcionario público. En ese sentido, el representante del Ministerio Público Fiscal requirió una serie de diligencias vinculadas a pedidos de informes a distintos organismos estatales, tanto nacionales como provinciales de Chubut y de Santa Cruz.

Asimismo, otro tramo de la investigación está centrado en el mantenimiento del aludido acueducto y a la construcción de uno nuevo que uniría las localidades de Cañadón Seco, Caleta Olivia y Paraje Ramón Santos, consignó el portal Fiscales.gob.ar.

El 29 de diciembre de 1993, las provincias de Chubut y Santa Cruz acordaron encarar la construcción del acueducto “Lago Musters – Sarmiento – Comodoro Rivadavia – Rada Tilly – Caleta Olivia”. La obra fue adjudicada a la empresa Dragados y Construcciones S.A., DYCASA Dragados y Construcciones Argentina S.A., Unión Transitoria de Empresas por un monto de $ 99.745.074, aunque dicha cifra se acrecentó conforme se puso en marcha.

Según denunciaron los legisladores, desde que se inauguró, el acueducto sufrió diversas roturas, todo lo cual hace sospechar sobre irregularidades y defectos en su construcción, que perjudican a la población de Caleta Olivia y afectan la provisión de agua potable por periodos de varios días.

(Fuente: La Vanguardia del Sur.)

 
 
 

0 Comentarios

Usted puede ser el primero en dejar un comentario.

 
 

Deje su comentarios