Rechazan la privatización del sistema energético y la nueva provocación de CAMBIEMOS

 

Así lo manifestaron desde el Bloque del Frente para la Victoria de la Legislatura santacruceña. Es en relación al dictado del Decreto 822/2017 del Gobierno Nacional, publicado esta mañana.

El Bloque de diputados del Frente para la Victoria de la legislatura santacruceña, sentó postura respecto del Decreto 882/2017, publicado hoy en el Boletín Oficial.
Al respecto, señalaron que con este instrumento legal, “el Gobierno Nacional inicia el camino de la privatización del sistema energético, estratégico para el desarrollo del país y de las distintas regiones y sus pueblos, sobre todo aquellos que por su lejanía con los grandes centros industriales, verán que su futuro quedará sujeto a la suerte de la ley de mercado: si no es rentable, no se compra, y si no se compra, no se construye. Gasoductos o tendidos de interconectado, quedarán también sujetos a estas normas neoliberales”.
Además, sostienen que “la expoliación del Estado y sus recursos, propiedad de los pueblos, con la excusa de lograr hacerlo más eficiente, viene de la mano con una nueva provocación más del Gobierno de Cambiemos, que al pasar en este mismo Decreto, avanza sobre la denominación de las represas Presiente Néstor Kirchner y Gobernador Jorge Cepernic, nombradas por leyes provinciales en el año 2011, aduciendo que ‘corresponde al Estado Nacional decidir respecto de la denominación de las obras públicas nacionales’, por lo que ‘retoman su denominación original Cóndor Cliff y La Barrancosa’”.
Es por ello que desde la bancada mayoritaria, consideraron que “este nuevo avasallamiento a la Constitución Nacional y al pueblo santacruceño, innecesario cuando miles de personas están aún a la espera de las fuentes de trabajo que generará su proceso de construcción, y en el mejoramiento de su calidad de vida con la posterior incorporación de energía limpia al sistema argentino eléctrico, es un claro hostigamiento al legado de dos santacruceños que defendieron estas obras, sino que además, apropiándose de las mismas, le bajó la cantidad de energía a generar, imposibilitando que una vez que sean puestas en marcha, ese excedente pueda aportar al desarrollo de Santa Cruz”.
“La Reforma de la Constitución Nacional del año 1994, establece en el Artículo 24° que corresponde a las provincias el dominio originario de los recursos naturales existentes en su territorio. Por cuanto el río Santa Cruz fue, es y será dominio de los santacruceños”, señalaron.
Además, sostuvieron que “con este avance privatizador del Gobierno nacional, que transfiere la riqueza del Estado al sector privado, también corre riesgo el futuro de la Central Térmica de Río Turbio, dado que del espíritu de la norma, surge como política de Estado desprenderse de obras y recursos estratégicos para el desarrollo de la Nación, dentro de las cuales se encuentra esta obra tan emblemática para el pueblo santacruceño y para el desarrollo de la Cuenca Carbonífera”.
Finalmente, manifestaron que “desde Santa Cruz, repudiamos esta decisión del Gobierno Nacional, que lesiona gravemente las posibilidades de desarrollo de nuestra provincia, hipotecando el futuro de los pueblos, con una medida de neto corte neoliberal, dictada para favorecer a unos pocos que detentan el poder económico concentrado y ejecutada por un Gobierno que empobrece a la Nación, rifando los recursos estratégicos con los que cuenta. Presidente Macri: Usted podrá querer que desaparezcan los nombres Jorge Cepernic y de Néstor Kirchner de las represas, pero sepa que un Decreto no borra la historia, ni el orgullo, ni el amor de un pueblo agradecido”, concluyeron.