Se cumplen 7 años de la desaparición de Jorge Julio López

 

La desaparición de Jorge Julio López se produjo el 18 de septiembre de 2006 tras haber sido testigo fundamental en el juicio que culminó con la condena de Miguel Etchecolatz por los crímenes cometidos durante la última dictadura.

Miércoles 18 de Septiembre de 2013

Hoy se cumple un nuevo aniversario de la segunda desaparición del albañil que identificó a Miguel Etchecolatz como a uno de sus torturadores mientras estuvo detenido en la comisaría quinta de la Plata.

 

Julio López, albañil y ex militante de una unidad básica peronista barrial, fue detenido ilegalmente, por primera vez, durante la última dictadura cívico-militar, permaneció  secuestrado desde el 21 de octubre de 1976 hasta el 25 de junio de 1979. Durante el tiempo en que se encontraba desaparecido, Miguel Etchecolatz era Director de Investigaciones de la Provincia de Buenos Aires, encargado de uno de los centros de detención clandestinos y mano derecha del ex General Ramón Camps.

 

 

Distintas actividades se desarrollarán por parte de ONG.

 

 

Treinta años después del último golpe de estado, y derogándose las leyes de Obediencia Debida y Punto Final, el primer acusado por genocidio fue Miguel Etchecolatz. López era querellante en la causa y un testigo clave, con sus declaraciones involucraban a por lo menos 62 militares y policías. Gracias al testimonio prestado por Julio López, Miguel Etchecolatz fue condenado a cadena perpetua por crímenes cometidos en el marco de un genocidio y detenido en cárcel común.

 

Según publica AEN, después de dictada esta condena, el albañil fue desaparecido sin dejar rastros, el día 18 de septiembre de 2006, en la ciudad de La Plata.

 

La desaparición de Julio López constituye una de las heridas más importantes para nuestra democracia, y los reclamos por su aparición con vida no dejan de sonar pese a los pocos o nulos avances en la causa.

 

 

 

Fuente: Patagónico